lunes, 23 de mayo de 2011

Creencias de Éxito III

Si de verdad deseamos algo, estamos a tiempo (F:google)
De nuevo conectada con vosotros amigos. Hoy vamos a tratar más que un pensamiento de Éxito, una Creencia de Éxito.

Diferenciamos un pensamiento de una Creencia en que ésta, está formada por múltiples pensamientos y, además, es un sentimiento profundo, una seguridad apoyada no en la parte racional y pensante de la mente, sino todo lo contrario. Es una creencia basada en la Confianza, en la parte intuitiva mental.

Una Creencia es una “certeza”. A priori, en nuestra sociedad occidental es casi imposible encontrar grupos de personas con estas características mentales que no se encuentren sumergidas en organizaciones, religiones, logias, sectas, etcétera.

Hace muchos años comprendí que las verdaderas Creencias no pueden partir de nadie externo a nosotros mismos, pues entonces son susceptibles de manipulación y con ellas estaríamos muy lejos de ejercitar nuestro verdadero Poder.

Dicho esto, para que tengamos Éxito en la Vida, las Creencias que tengamos han de sustentar nuestro propio Poder de Elección y nunca estarán basadas en algo meramente externo a nuestra identidad más profunda o nuestro verdadero Yo.

Si un pensamiento ejerce un determinado poder, una Creencia puede llegar a sanar la vida de una persona. Pero para llegar a alcanzar este poder, hemos de pasar por una serie de pruebas, entre ellas, dejar atrás la mente racional y lógica y sumergirnos en un plano más profundo de las cosas y de la existencia humana.

Bien, la Creencia de hoy es mucho más que un mero pensamiento y por tanto ha de trabajarse con ella la Confianza en la Vida y en nosotros mismos. Es la siguiente:


                    “Pase lo que pase, esté donde esté, ESTOY A TIEMPO”


Y diréis, ¿a tiempo de qué?, ¿a tiempo para qué? Pues muy sencillo: a tiempo para HACER, SER, CONSEGUIR y SENTIR todo lo que necesite para mi crecimiento y mi satisfacción, para que mis deseos profundos se hagan realidad. A tiempo para SER QUIÉN VERDADERAMENTE SOY.

Estar a tiempo es liberarse de pesadas cadenas (F:google)
Cuando no nos sentimos valiosos, pensamos a menudo que ya no tenemos edad para hacer tal o cuál cosa, que se nos ha pasado el tiempo para conseguir experimentar o sentir diversas emociones, que hemos perdido la oportunidad para llegar donde deseábamos llegar.

En una sociedad basada en los valores superficiales para el éxito, en la que los principales eslabones de la cadena son el dinero, la juventud, la fama y el estatus social, no existe hueco para plantearnos el verdadero sentido de nuestra vida y el reconocimiento de nuestras cualidades únicas e irrepetibles.

Todos estos factores de Éxito mencionados son indiscutibles y buenos para todo aquel que desee experimentarlos, pero no deben estar basados en un sentimiento de minusvalía o de inferioridad por el que sintamos que si no los tenemos, somos pobres o poca cosa.

Si queremos, podemos (F:google)
Esta Creencia de Éxito va dedicada especialmente a todos aquellos que “hayan tirado la toalla”, que crean que ya no tienen oportunidad, que sientan que su vida puede darse por perdida, incluso a pesar de ser aún jóvenes.

Siempre digo con un sentimiento profundo que, aunque nos quedaran sólo 2 segundos de existencia humana, si hemos conseguido amarnos, perdonarnos o valorarnos, entonces hemos experimentado una vida de verdadero Éxito.

Besos a todos, amigos. Nos volvemos a conectar este jueves y a penetrar en las profundidades de nuestra estructura subconsciente para avanzar más y más en ser los candidatos el Éxito. Hablaré de nuevo de Sexo para el Éxito debido al interés que suscitó.

Crecemos, NOS ABRIMOS A LO NUEVO, avanzamos y somos cada vez más flexibles y entusiastas. Gracias como siempre por estar ahí. Besos y hasta muy pronto.

                                                                 Mayte Pascual







2 comentarios:

  1. Gracias Mayte,no te puedes imaginar como me estas ayudando.Gracias
    Un beso
    Daniela

    ResponderEliminar
  2. Me alegra saber que personas como tu Daniela, prosperan y crecen más y más allá donde estén. Gracias a ti porque tus ganas me ayudan a conectar con la prosperidad. Besos y hasta pronto!

    ResponderEliminar

Si tienes comentarios que nos puedan hacer crecer a todos anímate a compartirlos.